Los activistas lograron ayer entrar en las ruinas de ‘Rana Plaza’ y recogieron etiquetas y otra documentación que vinculan las fábricas que estaban en este edificio con algunas de las principales marcas europeas: las marcas españolas El Corte Inglés (encontradas la mañana del viernes 26 de abril)Mango y la británica Primark.  En sus páginas web, las fábricas siniestradas mencionan entre sus listados de clientes también a C&A, KIK y Wal-Mart. Tanto C&A como KIK y Walmart están también implicadas en el incendio de la fábrica Tazreen, no muy lejos de Savar, donde 112 trabajadores/as murieron en un incendio hace exactamente cinco meses. La marca  KIK también estuvo implicada en el incendio de la fábrica de Ali Enterprises en Pakistán, donde cerca de 300 personas que allí trabajaban murieron quemadas en septiembre de 2012.

La Campaña Ropa Limpia en España contactó ayer con Mango para conocer su relación con las fábricas siniestradas. Según Mango, “no tienen producción en estas fábricas” y las etiquetas encontradas se explican porque estaban en conversaciones con una de las fábricas por “un pedido de prueba a futuro”.

La Campaña Ropa Limpia sigue recabando evidencias y pruebas de la relación de las marcas internacionales con las fábricas.

Los y las trabajadoras fallecidas y heridas estaban produciendo prendas en la fábrica cuando en el edificio que tenía pisos construidos supuestamente de manera ilegal  se escuchó un fuerte sonido tras el cual hubo un derrumbe, dejando sólo la planta baja intacta. Este último derrumbe nos muestra una vez más que las auditorías voluntarias utilizadas por las marcas para dar seguimiento a sus fábricas han fallado en proteger la vida de los y las trabajadoras. Los grupos de derechos laborales afirman que estas muertes innecesarias continuarán a menos que las marcas internacionales y el gobierno de Bangladesh acuerden firmar de manera obligatoria programas de seguridad para sus fábricas proveedoras.

“Es increíble que las marcas sigan negándose a firmar un acuerdo vinculante con los sindicatos y los grupos de trabajo para poner fin a estas condiciones de trabajo inseguras. Una tragedia tras otra nos muestra que el seguimiento que hacen las marcas a sus fábricas es totalmente inadecuado “, dice Tessel Pauli de la Campaña Ropa Limpia internacional. Desde la Campaña Ropa Limpia se añade: “En este momento las familias de las víctimas están de luto y la comunidad está en shock. Pero, los cientos de personas heridas en el derrumbe y las familias, están sin ingresos y sin apoyo. Las marcas deben responsabilizarse de proveer una compensación a largo plazo para las familias”.

Para poner fin a estas tragedias, la Campaña Ropa Limpia pide a las marcas que tienen producción en Bangladesh que firmen inmediatamente el “Bangladesh Fire and Building Safety Agreement” (programa para la mejora de la Seguridad en las fábricas de Bangladesh). La Campaña Ropa Limpia internacional, junto con los sindicatos de Bangladesh, el sindicato internacional IndustriAll y organizaciones de defensa de los derechos laborales de Estados Unidos y Canadá han desarrollado este programa sectorial que incluye inspecciones independientes en materia de seguridad de las fábricas, capacitación, divulgación de los derechos de los y las trabajadoras  y una revisión en profundidad de las normas de seguridad.  Es un acuerdo pragmático y transparente y el único acuerdo que cuenta con el apoyo de todos los grupos de defensa de los derechos laborales locales e internacionales. El año pasado el acuerdo fue firmado por la compañía de EE.UU. PVH Corp (propietaria de Calvin Klein y Tommy Hilfiger) y el minorista alemán Tchibo. Los impulsores del programa llevamos meses pidiendo a las principales marcas de la industria textil que firmen la iniciativa con el fin de garantizar su rápida aplicación. El programa tiene el objetivo de salvar las vidas de cientos de miles de personas trabajadores que actualmente están en situación de grave riesgo en fábricas inseguras que en muchas ocasiones han sido construidas ilegalmente, como parece ser que es el caso de la tragedia de ayer.

La Campaña Ropa Limpia espera que El Corte InglésMango se involucre en los próximos días en los esfuerzos colectivos para proveer ayuda de emergencia y reparación a las familias de las víctimas y heridos/as, así como espera que Mango se incorpore en breve al programa “Bangladesh Fire and Building Safety Agreement”.

La red internacional Campaña Ropa Limpia lleva investigando, denunciando y realizando campañas para mejorar la seguridad en las fábricas de ropa de Bangladesh desde el derrumbamiento de la fábrica Spectrum en el año 2005. En Spectrum, hace ahora exactamente 8 años, murieron  64 personas que fabricaban prendas de ropa para empresas internacionales, entre otras, Zara, Carrefour y Karstadt Quelle.

Pin It on Pinterest

Share This