Los grupos de derechos laborales afirman que «todas las marcas que valoren la vida de las trabajadoras» firmarán el Acuerdo Internacional para la Salud y la Seguridad en la Industria Textil y de la Confección

Las marcas de moda y los sindicatos han anunciado hoy que habrá un nuevo Acuerdo Internacional para la Salud y la Seguridad en la Industria Textil y de la Confección, que preservará, ampliará y permitirá expandir el pionero Acuerdo de Bangladesh para proteger la seguridad de las personas trabajadoras.

Las organizaciones no gubernamentales signatarias del Acuerdo de Bangladesh (conocidas como testigos signatarios) –Clean Clothes Campaign, Worker Rights Consortium, Maquila Solidarity Network, y Global Labor Justice-International Labor Rights Forum– han declarado lo siguiente:

Acogemos con satisfacción este nuevo acuerd o internacional de seguridad, que mantiene los elementos vitales del innovador modelo establecido por el Acuerdo de Bangladesh: la aplicabilidad legal de los compromisos de las marcas, la supervisión independiente del cumplimiento de las marcas, la obligación de pagar a los proveedores precios suficientes para garantizar lugares de trabajo seguros, y la obligación de dejar de hacer negocios con cualquier fábrica que se niegue a operar con seguridad. El éxito de las negociaciones de este verano garantizará que se mantengan y amplíen los logros en materia de seguridad que el Acuerdo ha conseguido en Bangladesh.

Este modelo, que ha salvado miles de vidas en Bangladesh, se extenderá ahora a otros países en los que las vidas de las personas trabajadoras siguen estando en peligro a diario. Ocho años después de la firma del Acuerdo original, el nuevo Acuerdo Internacional da el importante y esperado paso de ampliar su cobertura más allá de Bangladesh. Es vital que este proceso se lleve a cabo con rapidez y sin reservas en beneficio de las trabajadoras del sector textil y de la confección, que llevan muchos años reclamando mejores medidas de seguridad.

En virtud del nuevo acuerdo, la continuación de los avances logrados en Bangladesh en los últimos ocho años en materia de seguridad de edificios y contra incendios, y la ampliación del programa más allá de Bangladesh, se garantizarán mediante la labor de la Secretaría del Acuerdo, un organismo de supervisión totalmente independiente con autoridad para verificar y hacer cumplir a las marcas. Y lo que es más importante, sólo las marcas que estén dispuestas a firmar el nuevo acuerdo ejecutable podrán beneficiarse de las inspecciones y otros servicios en Bangladesh, lo que garantizará la igualdad de condiciones sin doble rasero.

Todas las marcas de ropa y textil responsables -las marcas que den algún valor a las vidas de quienes cosen su ropa- firmarán este nuevo acuerdo. Es especialmente importante que las marcas y los minoristas que no firmaron el Acuerdo original firmen este. Estas marcas han elegido conscientemente arriesgar las vidas de los trabajadores de sus fábricas contratadas; su imprudencia debe terminar ya.

Felicitamos a los cientos de sindicatos, organizaciones de la sociedad civil, parlamentarios y gobiernos de todo el mundo que han abogado este año por la continuidad del Acuerdo. Sus esfuerzos han sido fundamentales para obtener este buen resultado. Ahora debemos centrar nuestra atención en garantizar que todas las marcas que se abastecen de prendas de vestir procedentes de países de alto riesgo, en el sur de Asia y más allá, firmen el nuevo Acuerdo Internacional de Seguridad.

Ineke Zeldenrust, coordinadora internacional de la Clean Clothes Campaign, dijo «Este acuerdo iniciará la esperada expansión a otros países en los que la vida de las personas trabajadoras sigue estando en peligro de un modelo que obliga a las marcas a rendir cuentas legalmente. En muchos de estos países, los sindicatos y las organizaciones de defensa de los derechos laborales llevan años pidiendo que se tomen medidas efectivas en el ámbito de la seguridad laboral. Nos alegramos de que este acuerdo se convierta ahora en algo verdaderamente internacional y esperamos que se amplíe pronto a los países donde la necesidad y la demanda son mayores».

Scott Nova, Director Ejecutivo del Consorcio para los Derechos de los Trabajadores, dijo: «Los trabajadores de la confección en Bangladesh solían morir por docenas y cientos haciendo camisetas y jerséis para las principales marcas de ropa del mundo. El Acuerdo puso fin a ese horror. Siempre que un número suficiente de marcas lo firme, este nuevo acuerdo garantizará que algo así no vuelva a ocurrir«.

A partir del 1 de septiembre iremos dando a conocer qué marcas firmarán el nuevo Acuerdo Internacional.

NOTAS

Pin It on Pinterest

Share This